Dra. Sharmille Fabián ortopeda

Lumbalgia, o dolor bajo de espalda

Lumbalgia, o dolor bajo de espalda, es un tema muy amplio que actualmente se puede considerar epidémico, aparece anualmente en por lo menos el 5% de la población. Del 60 al 90% de las personas presentan al menos un episodio doloroso lumbar bajo durante el curso de la vida. La mayoría de casos mejoran en las dos primeras semanas y no dejan secuelas, hay un porcentaje menor que dura más de dos semanas y tiende a convertirse en crónico.

Características del dolor

Básicamente hay dos tipos característicos del dolor.

1- Dolor en la región baja de la espalda en el centro o los lados, solamente allí. Ese es llamado dolor AXIAL.
2- Dolor que baja a una o ambas nalgas, muslos e incluso baja hasta los pies. Ese es llamado RADICULAR O CIATICA.
La sensación puede ser claramente dolorosa o tipo lancetazo, calambre, adormecimiento o incluso pérdida de fuerza. Estos dolores pueden clasificarse en agudos si duran menos de 6 semanas o crónicos si llevan más de 12 semanas.

En el 85% de los casos no logra establecerse una causa de origen, pero se estima que la mayoría se originan como problemas musculares, ligamentarios y cambios degenerativos (desgaste) de la columna lumbar.
Se debe buscar otras fuentes de dolor realmente serias que no tienen origen en la espalda baja como cálculos renales y aneurismas de la aorta abdominal.

Principales factores de riesgo de LUMBALGIA:

  1. Edad avanzada.
  2. Trabajos Físicos Pesados, largos periodos de postura estática, giros, vibración.
  3. Insatisfacción laboral o trabajos monótonos.
  4. Depresión.
  5. Obesidad, Índice de masa corporal mayor de 30%.
  6. Fumar.
  7. Escoliosis Severa.
  8. Abuso de Drogas.
  9. Historia de Cefalea.
  10. Posturas inadecuadas.
  11. Falta de ejercicios y estiramientos musculares y tendinosos.

La mayoría de investigaciones sugieres que el dolor bajo en la espalda es una enfermedad auto limitada (se cura sola) hasta en el 80% de los casos, lo cual suele ocurrir en las primeras dos semanas. El porcentaje restante van a ser pacientes crónicos con episodios dolorosos por épocas, con diferentes grados de intensidad, frecuencia dolorosa y limitación para las actividades cotidianas.

Sólo existen 4 situaciones en las cuales se requiere un actuar medico RAPIDO, estas son las llamadas RED FLAGS (banderas rojas) y son las lumbalgias en las cuales se sospecha lo siguiente:

  1. Infección.
  2. Cáncer o tumores.
  3. Fracturas
  4. Sindrome de Cauda Equina (disminución de la sensibilidad entre la zona genital y el ano, perdida o dificultad en el control de la materia fecal u orina)

TRATAMIENTO

  1. Tranquilizar al paciente.
  2. Educación acerca de la historia natural favorable del dolor bajo de espalda.
  3. Enseñar ejercicios, modificación de actividades y comportamientos y conductas que busquen disminuir los síntomas.
  4. Medicamentos derivados del paracetamol y antiinflamatorios no esteroides (AINES).
  5. Relajantes musculares.
  6. Tramadol, Oxicodona, Hidromorfona.
  7. Uso de otros medicamentos como esteroides, amitriptilina, carbamazepina, gabapentin, pregabalina
  8. 8- Calor húmedo o paños calientes en la espalda.
  9. Terapia física.
  10. Manipulación Quiropráctica.
  11. Aparatos ortésicos (no claramente establecido su beneficio).
  12. Motivar la actividad, el descanso en cama NO es recomendable.
  13. Motivar el retorno al trabajo.
  14. Bloqueos (aplicación de medicamentos directamente) de columna en dolores de difícil control o crónicos.
  15. Procedimientos quirúrgicos.

NOTA: TODOS LOS TRATAMIENTOS DESCRITOS DEBEN SER INDICADOS POR MÉDICOS ENTRENADOS EN ESTOS MANEJOS.

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *